Ciencia y tecnología

Una tarántula con un «cuerno» fue recientemente encontrada….

Para algunas personas, las arañas ya suelen dar miedo, ahora imagínese una araña con un cuerno? Investigadores en Angola han descubierto recientemente una especie de tarántula, desconocida hasta ahora por la ciencia, con un nuevo detalle. La araña presenta una característica muy peculiar y diferente a las demás, en la parte posterior de su cabeza, tiene un miembro similar a un cuerno, y que se extiende por casi todo su cuerpo.

Ahora, los investigadores intentan analizar más profundamente los detalles de la tarántula encontrada, para entender qué la hace tan especial, además de su comportamiento.

La araña

La araña fue nombrada por los investigadores de Ceratogyrus attonitifer . La palabra attonifer deriva del latín y significa algo así como «portador de maravillas», dando significado al nombre elegido para la especie.

«La nueva especie de Ceratogyrus descrita aquí es notable. Ninguna otra araña en el mundo tiene una protuberancia foveal similar», escriben los autores en su estudio, publicado en la revista African Invertebrates .

Todavía no saben exactamente qué es esa protuberancia. El Ceratogyrus attonitifer tiene sólo unas pocas pulgadas de largo, y se alimenta principalmente de insectos. Pertenece a un grupo de arañas babuino con cuernos, llamadas Ceratogyrus. Sus parientes, sin embargo, son más pequeños y sus cuernos más duros. Pero la prominencia de la tarántula descubierta es más suave y larga que la de otras especies, lo que la convierte en una criatura única dentro de su grupo.

Nuevo para investigadores

El descubrimiento fue una novedad sólo para los científicos, porque de hecho esta araña ha sido conocida por los pueblos indígenas de la región durante algún tiempo. Lo llaman «chandachuly», y sus experiencias con estos arácnidos han traído algunos descubrimientos fundamentales a su biología y estilo de vida.

Entre 2015 y 2016, los investigadores estaban recolectando varios especímenes femeninos del insecto en los bosques de miombo en Angola central. El estudio de las arañas reveló que las hembras tendían a expandir las madrigueras existentes en lugar de cavar las suyas propias.

También han descubierto que la tarántula es venenosa, pero no son consideradas peligrosas para los seres humanos. Algunas muertes fueron relacionadas con las mordeduras de esta araña, pero se cree que el veneno no fue la causa de la muerte, sino más bien las infecciones y la falta de acceso a la atención médica básica.

El estudio es parte del National Geographic Okavango Wilderness Project , un programa dirigido a una mejor comprensión de la biodiversidad a lo largo del río Okavango, que pasa por Angola. El trabajo es importante porque muestra que el alcance de estas arañas babuino con cuernos es muy grande, y se extiende por casi 600 kilómetros. Ahora, los autores del estudio pretenden concentrar la investigación en machos adultos, para entender mejor la relación entre Ceratogyrus attonitifer y otros miembros de su género, y lo que lo hace tan diferente.

Add Comment

Click here to post a comment