Curiosidades

Científicos canadienses descubren una técnica sencilla para recordar todo

Todos sabemos que con el tiempo, con el paso de los años, nuestra memoria se deteriora. ¿Quién no ha visto nunca a la abuela llamando por el nombre de todos sus hijos y luego llamando a quien ella realmente quería, que de hecho era uno de sus nietos? Con el tiempo, nuestra memoria tiende a ser más defectuosa. No es que vaya a desaparecer por completo, pero se hace aún más difícil recordar las cosas en general.

En casos extremos, la gente se olvida completamente de todo. No reconocen a sus hijos o parejas de por vida, mucho menos todas las demás cosas que los rodean. Esto es lo que conocemos como la enfermedad de Alzheimer. Para combatir este tipo de enfermedades, los científicos han llevado a cabo diversas investigaciones y experimentos. Uno de ellos revela que el diseño puede ser una buena alternativa al tratamiento de la memoria.

Experimento

Para llevar a cabo el experimento, investigadores de la Universidad de Waterloo, Canadá, crearon un grupo de 48 voluntarios. La mitad de ellos, de unos 20 años y la otra mitad, de unos 80 años. Una serie de palabras fueron presentadas a los participantes. Podrían escribir la palabra, los atributos físicos sugeridos por la palabra o dibujar lo que la palabra representaba.

Después de un descanso, se les instó a representar las palabras que vieron. Los jóvenes tuvieron mejores resultados, sin embargo, en ambos grupos se recordaron más las palabras dibujadas que las escritas.

¿Por qué el dibujo facilita la memorización?

La teoría es que cuando dibujamos, ejercitamos más partes de nuestro cerebro. Además, registramos una sola pieza de información de varias maneras. Para dibujar, grabamos lo visual, lo espacial, lo verbal, lo semántico (el significado de lo que dibujamos). Cuando necesitamos recordar algo, se hace más fácil, ya que la información fue registrada de varias maneras.

La expectativa es que la práctica de dibujar pueda ayudar a los pacientes con demencia. El acto de dibujar puede convertirse en una terapia, ya que con el dibujo, el paciente puede trabajar varias regiones del cerebro. Todo este proceso puede interferir en la progresión de la enfermedad.

¿Tienes el hábito de dibujar? Cuéntanos aquí en los comentarios y aprovecha la oportunidad para compartir con amigos que están garabateando algo.

Add Comment

Click here to post a comment