Curiosidades

7 ITS que ya se han encontrado en animales

La primera lección que hemos aprendido sobre la práctica de las relaciones sexuales es la protección. Para evitar un embarazo no deseado y especialmente para prevenir el contagio de ITS. Las enfermedades de transmisión sexual son enfermedades causadas por virus, bacterias u otros microbios transmitidos principalmente por relaciones sexuales sin protección.

Ya se ha demostrado que uno de cada cuatro seres humanos morirá como resultado de alguna enfermedad de transmisión sexual. E incluso si todo el mundo ha sido guiado en este sentido, no todo el mundo es responsable como debería ser.

Sin embargo, aunque sabemos que muchas de estas enfermedades tienen un efecto en los seres humanos, no somos la única especie que puede contraerlas. El reino animal en su diversidad también tiene sus propios problemas con respecto a la propagación de enfermedades de transmisión sexual.

Hoy vamos a enumerar algunas ETS que ya se han encontrado en algunas especies de animales.

1 – Sífilis

A menudo encontrados como mascotas, los conejos son lindos y se multiplican rápidamente. Estos animalitos también pueden ser portadores de una ETS compartida con los humanos: la sífilis.

Cada año, se registran casi 12 millones de nuevos casos de sífilis en humanos. Un número elevado que fomenta la investigación sobre la enfermedad con el fin de desarrollar vacunas y opciones de prevención y tratamiento. Aunque las bacterias asociadas con la sífilis en los conejos son diferentes de las que se encuentran en los humanos, y no tienen el riesgo de transmisión de animal a humano, la investigación de la enfermedad puede traer beneficios tanto para los humanos como para los conejos.

Según las investigaciones, la enfermedad puede transmitirse de madre a hijo, durante el embarazo o al nacer. El tratamiento con antibióticos puede ayudar tanto en humanos como en animales.

2 – Herpes

El herpes es una de las ETS más comunes en los seres humanos. Y se han identificado muchos casos de herpes en el reino animal, desde elefantes hasta ostras. La enfermedad tiene antecedentes de infección en primates y conejos.

En el caso del herpes, como los primates, los conejos también pueden hospedar el virus y transmitirlo a los humanos a través de mordeduras o arañazos. Debido a sus diferencias, existe una distinción en el linaje del virus en cada especie de primate.

En África, los babuinos se enfrentan a una infestación de herpes que ha conmocionado a los científicos, que no están seguros de su origen o de cómo puede propagarse tan rápidamente. Alrededor de 200 primates de la especie han contraído el virus.

3 – VIH

De todas las ITS, el VIH es, con mucho, la más aterradora para los seres humanos. El virus también se encuentra en otras especies de primates. Y en un descubrimiento reciente, se reveló que los chimpancés y gorilas pueden haber sido los primeros huéspedes del VIH.

El hecho es que los humanos y los gorilas comparten el 98 por ciento de su ADN y, por supuesto, los orígenes del virus. Transmitido entre primates a través de las relaciones sexuales, se cree que el tipo que se encuentra en los humanos es el resultado de la ingestión de carne infectada.

Un detalle inusual es el hecho de que los chimpancés tienen VIH, pero no han desarrollado ninguna enfermedad similar al SIDA que se encuentra en los humanos.

4 – Clamidia

Incluso con un gran número de personas diagnosticadas con clamidia, la infección se trata fácilmente en humanos. Desafortunadamente, en el reino animal, el tratamiento no tiene un efecto tan positivo.

Desde las aves hasta los mamíferos y reptiles, la clamidia se propaga a una amplia variedad de animales. Debido a la dificultad de tratar a los animales, la clamidia se ha convertido en un problema importante para los koalas, hasta el punto de que, debido a la caza y a la pérdida de hábitat, ya son menos numerosos. Aunque la infección en los koalas no sea mortal, puede provocar graves problemas de salud e incluso la infertilidad de los animales.

5 – Tumores venéreos

En el caso de los seres humanos, no hay posibilidad de contraer cáncer de uno a otro. Pero en el reino animal, esto es posible. Los mamíferos son los más vulnerables a los tumores venéreos.

La enfermedad tumoral facial de Tasmania ha afectado a estos animales durante 20 años. La transmisión ocurre cuando los demonios de Tasmania se muerden entre sí durante el apareamiento, resultando en un tumor canceroso en la cara que ya ha matado a casi el 95% de la población de la especie.

6 – Virus de la inmunodeficiencia felina

El virus de la inmunodeficiencia felina (FIV) es para los gatos lo que el SIDA es para los humanos. Sin embargo, como uno de ellos afecta a los humanos, tiene más inversiones en el tratamiento de la enfermedad. Desafortunadamente, los gatos no tienen la misma suerte. La FIV sólo afecta a los gatos, y puede ser transmitida por mordeduras, arañazos, al nacer, e incluso por el semen.

Este virus proviene de la misma familia que el VIH, y en ambos casos, las enfermedades relacionadas con el SIDA pueden ser mortales.

7 – Gonorrea

La gonorrea es una de las ETS más antiguas y transmitidas. Entre las especies propensas al contagio de la enfermedad, además de los humanos, se encuentran también vacas, ovejas, perros y, una vez más, chimpancés. Debido a la naturaleza de la gonorrea, es poco probable que los seres humanos hayan contraído la enfermedad al ingerir carne infectada.

Debido a la posibilidad de mutaciones, la gonorrea ha sido una infección difícil de tratar, tanto en humanos como en animales, que puede desencadenar un brote mayor de la enfermedad.

Add Comment

Click here to post a comment