Cuál es la avena integral – Propiedades y nutrientes

Uno de los cereales menos conocidos y utilizados entre nosotros es la avena integral que, en cambio, sí forma parte de la dieta de los países nórdicos, donde siempre se han valorado sus propiedades nutritivas (servido tradicionalmente en los conocidos porridge y muesli). “La avena vuelve a los hombres de hierro” dice un refrán alemán.

La avena integral destaca por su contenido en proteínas con un alto número de aminoácidos, lípidos o grasas vegetales, hidratos de carbono, vitaminas, minerales y oligoelementos. De hecho, es el cereal más completo, en la medida que contiene la mayor cantidad de estos elementos y es, además, fácil de digerir. Es, pues, una importante fuente de energía que aumenta el rendimiento, tanto físico como intelectual, y equilibra el organismo.

Cuál es la avena integral

Es un alimento de primera, pero a la vez es también un buen complemento terapéutico para muchas enfermedades. Tanto es así, que durante siglos la medicina tradicional la prescribía para el restablecimiento del sistema nervioso en todo tipo de desequilibrios: es un cereal nutritivo y tonificante, muy útil para combatir la depresión y la debilidad, relacionadas con el sistema nervioso.

cuál es la avena integral

Es eficaz, pues, para los trastornos psicológicos y emocionales como la ansiedad, el nerviosismo, el estrés o el decaimiento, pero también es un cereal beneficioso en un gran abanico de trastornos comunes; la ingestión habitual de avena, ya sea integral o no, ayuda a resolver problemas del aparato digestivo, como la acidez, las úlceras de estómago, la falta de apetito. El salvado de avena es muy rico en fibras insolubles, lo que hace que sea una buena solución para el estreñimiento, pero debe acompañarse con agua abundante. Dado que es el más completo de todos los cereales, es muy recomendable durante el embarazo y la lactancia, así como para la dieta de los niños y de las personas mayores. La avena como ingrediente principal en la alimentación del convaleciente le ayudará a una recuperación rápida y duradera. Es, en definitiva, muy útil en aquellas etapas de la vida en que se requiere una aportación extraordinaria de energía y vitalidad.

Un diccionario inglés de 1755 definía la avena como “Cereal que consumen los escoceses, pero que los ingleses sólo dan a sus caballos“. A lo que los escoceses dijeron: “He aquí que los ingleses tienen tanto buenos caballos, y los escoceses, hombres admirables

Protege de la descalcificación de los huesos, de las caries y tiene un efecto equilibrante del metabolismo que regula el colesterol, la tensión arterial. Ralentiza la absorción de los hidratos de carbono, lo que hace que la glucemia suba más lentamente después de la comida, y que la insulina se libere más lentamente; esto la hace un alimento excelente para las personas diabéticas. Todo aquel que quiera adelgazar, encontrará en la avena un alimento completo que, a la vez que aporta muchos elementos necesarios para una dieta sana, ayuda a deshacerse de los kilos sobrantes. Aunque parezca paradójico, también es útil para aquellos que quieran engordar y recuperar su peso normal.

Dietas de avena integral

La ingestión habitual de avena es un buen sistema de prevención. Sin embargo, en caso de enfermedad puede ser beneficioso seguir una Monodieta de avena, un ayuno parcial que consiste en alimentarse exclusivamente de este cereal durante un período de tres a siete días. Es un régimen depurativo que ayuda al organismo a restablecerse y, al ser un cereal tan nutritivo, evita la sensación de hambre.

Una vez terminada la Monodieta, se puede continuar algunos días más tomando avena combinándola con otros alimentos.

Formas de preparación

Las formas tradicionales de preparación de la avena son el muesli o porriadge por un lado, y la sopa o crema para la otra. De todos modos, se puede introducir en la cocina en los mismos platos que los demás cereales, o añadir a las ensaladas.

Se puede encontrar en grano integral (que se prepara como el arroz integral, con un buen rato de cocción), en harina (se puede emplear en los mismos casos que la harina de trigo: por pasteles, rebozados, galletas, etc.) , en copos, en salvado y en leche.

propiedades nutricionales de la avena

Los copos se cocina en menos cinco minutos; el grano, en cambio, se debe hervir durante unos tres cuartos de hora o bien dejar en remojo unas horas, hervirlo un cuarto y dejar que repose en la misma agua hasta que se abra por completo. La leche se puede utilizar en las mismas ocasiones que la de vaca o soja: para hacer batidos o para tomarla sola con el desayuno, o antes de acostarse.

Desayunos de avena integral

Para el muesli, lo más habitual es emplear la avena en copos crudos, que habrá que dejar en remojo toda la noche y mezclarlos con fruta (entera o rallada), yogur, frutos secos, miel…

El tradicional porridge se prepara hirviendo los copos con leche (preferentemente de avena, de arroz, de soja ..) durante diez minutos y añadiendo una cucharadita de miel. Se puede mezclar con los mismos ingredientes que el muesli. La única diferencia es que el muesli se toma frío y el porriedge caliente, lo que hace que el primero sea más apto para el verano y el segundo para el invierno.

Cremas o sopas

Para preparar crema de avena se puede hacer con el cereal exclusivamente o junto con verduras. Un sofrito de cebolla le dará un poco de sabor y, una vez añadida el agua, se echan los copos (si es en grano, se deberá haber cocido previamente), un poco de sal y, cuando sean cocidos , sólo será necesario triturar todo. Del mismo modo, antes de echar la avena se pueden hervir algunas verduras (calabacín, puerros, espinacas, zanahoria, etc.) y cuando sean casi hechas añadir los copos.

Para la cena, hay que preparar primero un caldo vegetal con las verduras y, después, añadir la avena. Una buena opción es poner también algunas algas. De hecho, la avena se puede añadir a todo tipo de sopas: de romero, de cebolla, de ajo, etc.

También se puede utilizar en otros platos como ingrediente principal: (sustituyendo el arroz), croquetas, crepes, etc.

La avena y la piel

Hoy se pueden encontrar muchos productos para la higiene y la cosmética que dicen contener extracto de avena. Para beneficiarse de todas las propiedades de este cereal, comprobar que los preparados sean lo más naturales posible y asegurarse de que los contengan al menos de un 2 a un 5%.

La proliferación de productos con avena pone de manifiesto sus grandes propiedades dermatológicas; es un ingrediente que proporciona hidratación a la vez que limpia y protege.

propiedades y nutrientes de la avena integral

La utilización de jabones y cremas de avena suaviza las irritaciones de la piel y forma una película protectora que evita la deshidratación. Es especialmente recomendable para los niños y para personas con la piel sensible: trastornos dermatológicos como las irritaciones cutáneas de los bebés, el acné de los adolescentes, la piel reseca de las personas mayores, manchas, estrías o irritaciones…

Asimismo, se puede aplicar en caso de quemaduras del sol, para proteger la piel del frío, en picaduras de insecto, y en pieles alérgicas.

Localmente, se puede aplicar una máscara de avena, ideal para descongestionar el cutis irritado, excesivamente seco o para pieles sensibles. Se elabora mezclando dos cucharadas soperas de harina de avena con la cantidad necesaria de tónico, agua de rosas, de tila o manzanilla para que quede una masa fina y consistente. Se aplica durante unos 15 minutos y se retira suavemente con agua tibia.

Los baños de agua de avena (que ya se hacían en la Grecia clásica y la antigua Roma para hidratar y reparar la piel) son útiles para cualquier irritación, picor o alergia, por la piel castigada por el exceso de sol o simplemente para suavizar, hidratar y tonificar la piel. La elaboración es muy sencilla: se ponen 100 grms de harina de avena molida en una bolsita de tela y se hierve en una cazuela con un litro de agua durante unos diez minutos. El líquido espeso y blanquecino es lo que se añade al agua del baño, junto con una infusión de manzanilla en caso de piel enrojecida o irritada. El agua que queda en hervir la avena en grano también se puede aprovechar y utilizar para el baño.

Además de sobre la piel, los baños de avena también actúan sobre el sistema nervioso, y tienen un efecto sedante que facilita mucho el sueño.

3 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *